23 de mayo de 2024

La nueva capacidad de almacenamiento por bombeo en China ayuda a integrar la creciente energía eólica y solar.

El gigante asiático, con 50 GW, controla el 30% del mercado mundial de almacenamiento por bombeo.

China está construyendo centrales hidroeléctricas de acumulación por bombeo para aumentar la flexibilidad de la red eléctrica y dar cabida a la creciente energía eólica y solar. En mayo de 2023, China tenía 50 gigavatios (GW) de capacidad operativa de almacenamiento por bombeo, el 30% de la capacidad mundial y más que cualquier otro país.

La capacidad de almacenamiento por bombeo de China está destinada a aumentar aún más, con 89 GW de capacidad actualmente en construcción. Según los datos de Global Energy Monitor, los promotores están buscando autorizaciones gubernamentales, derechos sobre los terrenos o financiación para otros 276 GW de proyectos de almacenamiento por bombeo.

El almacenamiento por bombeo es un tipo de almacenamiento de energía. Cuando la demanda es baja (o la oferta es alta), las centrales hidroeléctricas de bombeo bombean agua de un embalse inferior a otro superior. Más tarde, cuando la demanda de electricidad es alta (o el suministro es bajo), el agua se libera desde el embalse superior a través de una turbina al embalse inferior, generando electricidad.

Equilibrio

El almacenamiento por bombeo ayuda a equilibrar el exceso de electricidad producida por la energía solar y eólica, actuando como una batería gigante. Los operadores de la red deben mantener el equilibrio entre la cantidad de electricidad producida y la consumida. Como la generación eólica y solar depende de si brilla el sol o sopla el viento, no se puede aumentar o disminuir su potencia como ocurre con otros tipos de centrales eléctricas.

El exceso de electricidad que generan debe almacenarse para no perderla. Las centrales de bombeo pueden almacenar el exceso de generación eólica y solar para su uso posterior. Esta gestión de la oferta ayuda a compensar la variabilidad de la energía solar y eólica.

Esta flexibilidad es especialmente importante en China, que cuenta con una cuota grande y creciente de energía eólica y solar en su mix de generación. En 2021, la eólica y la solar combinadas generaron el 12% de la electricidad china, según las Estadísticas Internacionales de la Energía de la Administración de Información Energética de EEUU (EIA). A medida que la eólica y la solar desempeñen un papel cada vez más importante en el mix eléctrico de China, será necesario almacenar el excedente de energía generada. De lo contrario, habrá que restringirla, lo que significa que parte de la energía eólica y solar no se utilizará.

Ventajas

Los proyectos de almacenamiento por bombeo tienen ventajas en comparación con otros tipos de almacenamiento, como las baterías. Tienen bajos costos operativos y de mantenimiento y una larga vida útil. Además, pueden proporcionar almacenamiento de energía a gran escala y a largo plazo.

Sin embargo, pueden tener grandes costos iniciales de construcción, la construcción y el funcionamiento pueden causar problemas medioambientales y ecológicos, y están limitados geográficamente por los requisitos del terreno. El almacenamiento por bombeo también está sujeto a la disponibilidad de agua.

Fuente: https://elperiodicodelaenergia.com/la-nueva-capacidad-de-almacenamiento-por-bombeo-en-china-ayuda-a-integrar-la-creciente-energia-eolica-y-solar/