San Juan será pionera en el país en generar energía con basura

El laboratorio de mediciones ambientales que será parte del proceso de generar energía con basura ya está construido al lado de la garita de control de la planta de Sarmiento, sólo resta equiparlo.
El laboratorio de mediciones ambientales que será parte del proceso de generar energía con basura ya está construido al lado de la garita de control de la planta de Sarmiento, sólo resta equiparlo.

Ya está en marcha un proyecto innovador en Sarmiento basado en una planta y un laboratorio que ya cautiva en el país y en el mundo. Prevén hacer las primeras pruebas a mediados del 2016. 

Si todo sale como está previsto en menos de un año San Juan hará historia en el país produciendo energía a partir de basura. Se trata de un proyecto que ya está en marcha y que prevé construir una planta de incineración de los residuos orgánicos de Sarmiento además de un laboratorio único en la Provincia. En pocos días se dará un avance clave, cuando se inaugure otra planta, la de tratamiento de residuos que abastecerá del material de combustión para este innovador emprendimiento que estará operativo a mediados de 2016, cuya otra finalidad es reducir el material que va a relleno sanitario.

“Este proyecto es el primero que se hace en el país, es una planta piloto demostrativa para evaluar los resultados del proceso innovador, valorar otros tipos de biomasa que se puedan utilizar y al utilizar la fracción orgánica de los residuos urbanos se reduce en un porcentaje muy grande el pasivo ambiental, es decir, lo que va al relleno sanitario, en el orden del 80% al 90%”, valoró Sergio Vázquez, coordinador del proyecto VERSU (Valorización Energética de Residuos Sólidos Urbanos) de la Secretaría de Ambiente provincial. Y agregó que “San Juan va a tener un laboratorio de mediciones ambientales que se sumará a los pocos de estas características que hay en el país y hasta podrá ofrecer servicios a terceros”.

Por estos días se ultiman detalles en la planta de tratamiento de residuos ubicada en Cañada Honda, a unos 7,5 km de la Ruta 40 sobre la Ruta 153 que va a Los Berros. En ese mismo predio se deben montar la planta VERSU y el laboratorio.

Se planea trabajar sobre la parte orgánica de la basura que generan los sarmientinos, que es alrededor de la mitad del total. Se eligió ese departamento porque la planta VERSU se diseñó para una escala de alrededor de 20.000 habitantes.

Las cintas de separación y clasificación de residuos serán estratégicas el año que viene para dotar a la planta VERSU de material de combustión.
Las cintas de separación y clasificación de residuos serán estratégicas el año que viene para dotar a la planta VERSU de material de combustión.

El proyecto se presentó en 2012, cuando se formó un consorcio público y privado integrado por la Secretaría de Ambiente de San Juan, el INTI, Energía Provincial Sociedad del Estado (EPSE) y tres empresas privadas mendocinas Instalar DG, Megar y Othala que figuran porque trabajaron en un prototipo en 2009 y tienen experiencia en la materia.

Las pymes metalmecánicas se encargan de fabricar los equipos de la planta que ya están en un 90% producidos, el EPSE tendrá a cargo la fase de generación de energía eléctrica, el INTI lleva la organización tecnológica, y la Secretaría de Ambiente coordina la integración de la planta de residuos sólidos urbanos que está pronta a inaugurarse en Sarmiento. Esto último, de manera tal que se pueda conformar un complejo formado por la planta, otra planta nueva que se está por construir –empezarían en septiembre- que será de valorización energética y un laboratorio de mediciones ambientales que ya tiene hechos los proyectos de ingeniería. Estos dos últimos componentes son los específicos del proyecto VERSU.

“Es un proyecto muy interesante que va a dar solución a muchos temas y tiene un atractivo no sólo para el país sino que el INTI lo ha difundido internacionalmente”, afirmó Vázquez. Esta iniciativa de innovación tecnológica está financiada en un 50% por el Fondo Argentino Sectorial (FONARSEC) que depende de la Agencia Nacional de Promoción Científica y Tecnológica. La otra mitad la financia el consorcio. El proyecto involucra alrededor de 30,5 millones de pesos.

La cascara de banana hecha luz

La planta VERSU se basa en el poder de la biomasa, y comprende la valorización energética por tratamiento térmico. Se hará una nave de tipo industrial que incinerará la fracción orgánica de la basura mediante un tratamiento térmico ambientalmente controlado. Se sustentará en dos hornos, uno de pre-secado y otro de incineración. Y para controlar el proceso estará el laboratorio generado por el INTI, que trabajará sobre las emisiones gaseosas, los efluentes líquidos y la caracterización de residuos sólidos urbanos.

Mientras que la planta VERSU debe construirse de cero, el laboratorio ya tiene un edificio hecho y sólo falta equiparlo, lo que podría empezar a hacerse a fines de este año. “Estimamos que a mediados del año que viene se termina la etapa constructiva, la instalación de las máquinas y las obras auxiliares para poder empezar con las pruebas”, aseguró el ingeniero.

Así se ve la moderna planta de tratamiento de residuos de Cañada Honda. En el mismo predio se hará la planta VERSU y el laboratorio.
Así se ve la moderna planta de tratamiento de residuos de Cañada Honda. En el mismo predio se hará la planta VERSU y el laboratorio.

La planta de tratamiento de residuos de Sarmiento que ya está casi terminada se encargará de la separación de la parte orgánica de la basura que califique para ser usada en la generación de energía. Lo que quedará afuera es el metal, vidrio, plástico, cartón y papel que ya tienen otro destino de reciclado y comercialización. La parte orgánica, por ejemplo restos de comida o basura verde producto de poda, irá por cintas transportadoras a la planta VERSU y así se convertirá en el combustible del proceso térmico.

Con los gases de la combustión se generará energía eléctrica, se activará una turbina de gas y una turbina de vapor que permitirán el funcionamiento de la planta con un ciclo combinado de ambos elementos, con una potencia instalada de 435 kilovatios. Esta energía se usará mayormente para el consumo propio del lugar y un excedente podrá inyectarse a la red, ya que en esta instancia será una experiencia en escala reducida.

“No es una planta pensada para producir energía las 24 horas del día, es demostrativa, es una planta piloto y se va a usar para hacer estudios, evaluar biomasa, ver si cumple normativas. Puede ser que funcione 3 días y luego se estudien parámetros y se hagan ajustes y se vuelva a poner en marcha la semana siguiente. Así es por ahora y cuando se demuestre que cumple con todos los requisitos ambientales se podrá aplicar a escalas mayores, a poblaciones de entre 50.000 y 100.000 habitantes que son las más numerosas que tiene el país”, explicó Vázquez sobre los ambiciosos planes a futuro.

Fuente:http://www.tiempodesanjuan.com/economia/2015/8/25/juan-sera-pionera-pais-generar-energia-basura-101169.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*